Compresor De Aire Acondicionado – Averías Más Frecuentes

El compresor del aire acondicionado es una pieza fundamental en el circuito frigorífico y una de las que más tiempo están funcionando cuando ponemos nuestro equipo en marcha. Por ello vamos a exponer a continuación algunas de las posibles averías que sufren los compresores y algunas recomendaciones para evitar esas averías que no nos dejarán otra opción que cambiar el compresor o en el peor de los casos tener que cambiar el equipo entero.

compresor de aire acondicionado

Para saber qué posibles avería puede tener el compresor de nuestro aire acondicionado es fundamental saber cómo funciona el ciclo frigorífico, de esa manera podremos intuir muchos de los problemas.

 

Tipos de averías en un compresor de aire acondicionado

Como seguramente sabrás, el aire acondicionado para que genere frío o calor necesita un gas refrigerante para producirlo, y dependiendo del estado en que se encuentre en las diferentes partes del circuito funcionará en modo u otro. Si el circuito se queda sin refrigerante por una fuga por ejemplo, el compresor trabajará en vacío. Aparentemente puede parecer que esto no es un problema para el compresor pero ¿Qué puede ocurrir? El problema es que éste se refrigera con el refrigerante por lo que si no hay gas en el circuito el compresor corre el riesgo de sobre calentarse y provocar una avería.

Normalmente ésto no debería ocurrir ya que hay un dispositivo de seguridad que evita que se averíe por un exceso de temperatura, este dispositivo es el clixon, que no es más que un interruptor termostático compuesto por un bimetal, de manera que cuando hay un exceso de temperatura corta el paso de la corriente.

Compresor de aire acondicionadoOtra avería que puede ocurrir es que el compresor de aire acondicionado se quede sin aceite. Esto puede ocurrir cuando la instalación no se ha realizado correctamente. Si la unidad exterior está instalada a una altura superior a 3 metros de la unidad interior, es necesario realizar unos sifones en la aspiración o línea de baja, de manera que cuando el aceite del compresor baje hacia la unidad interior pueda volver a subir depositándose en los sifones, así le costará menos trabajo y el compresor siempre estará lubricado (puedes verlo en la imagen).

Si la instalación no cuenta con sifones es muy probable que con el paso del tiempo el compresor se gripe, al igual que pasa con el motor de un coche o una moto si éste no está lubricado. Si esto ocurre no quedará otra opción que cambiar el compresor y normalmente sale más rentable comprar un equipo nuevo, a menos que sea un compresor industrial.

Estas averías son las más comunes que suelen ocurrirle al compresor, éstos también pueden fallar por otras causas pero ya serían ajenas al mismo.

 

Comentarios

  1. Jose Ramirez agosto 22, 2015 Reply
  2. ángel ortiz agosto 26, 2015 Reply
  3. carlo diciembre 12, 2015 Reply
    • Gerfri diciembre 12, 2015
  4. Paulo diciembre 31, 2015 Reply
    • Gerfri enero 1, 2016
  5. sebastian enero 12, 2016 Reply
  6. Jesús Mejías febrero 5, 2016 Reply
  7. Carlos marzo 14, 2016 Reply
  8. azel jimenez abril 10, 2016 Reply
    • Gerfri abril 11, 2016
  9. Edivaldo Duran junio 3, 2016 Reply
  10. maria julio 25, 2016 Reply
    • Gerfri julio 26, 2016
  11. sandra octubre 27, 2016 Reply
    • Gerfri octubre 28, 2016
  12. lenin noviembre 12, 2016 Reply
  13. Alberto diciembre 6, 2016 Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR